Progreso

danigm's picture

Hace mucho tiempo andaba el hombre por el campo con los huevos colganderos, sin ropajes ni gallumbos. Este hombre no podía descansar, porque tenía que buscar comida todos los días y por la noche se tenía que defender de los depredadores.

Un buen día se levantó por la mañana y pensó: "oye, si en lugar de recoger todas las manzanas estas del manzano e ir a buscar otro, cojo estas semillas y me planto otro aquí al lado, podré levantarme más tarde". Y así lo hizo, y plantó
unos 20 manzanos cerca de su cueva, y así no tenía que levantarse tan temprano por la mañana para ir a buscar manzanas.

Otro día, al levantarse por la mañana, al buen hombre se le ocurrió otra gran idea: "ooooye, esto que he hecho con las manzanas lo puedo hacer también con los animales, los tengo aquí cerca, que no se puedan escapar, y cuando me apetezca
carne pues no tengo que irme a lo alto del monte a buscar las malditas cabras". Y así lo hizo, y al lado de su cueva montó un cerco para encerrar cabras.

Y así continuó la historia de avances y progresos, el hombre cada vez tenía que trabajar menos para tener comida en abundancia, de tal forma que con pocos días de trabajo tenía comida para todo un mes.

Y un maravilloso día, después de años de progreso, el hombre se levantó por la mañana y miró el reloj. Eran las 6:00 de la mañana, aún no había amanecido, y ya tenía que irse a trabajar, viajar durante una hora, trabajar durante ocho horas,
con hora y media o dos horas para comer (por supuesto), viajar otra vez de vuelta, y estar en casa después de doce horas, bastante cansado para hacer otra cosa que no sea dormir. Y en ese momento de lucidez que sólo ocurre justo antes de dormir o justo al levantarse, le vino un pensamiento a la cabeza: "Oye, hace ya algún tiempo inventé la agricultura y la ganadería entre otras cosas para no tener que estar todo el día para arriba y para abajo recolectando y cazando, y así tener más tiempo para hacer lo que me apetezca, ¿Qué ha pasado por el camino del progreso si ahora estoy peor que antes?". Pero llegaba tarde a trabajar, así que abandonó esa idea, y corrió para no perder el "tiempo".

--

Esta bonita historia por supuesto no es completa, no contempla todos los elementos implicados en el "problema", pero es algo que se me ha pasado por la cabeza un par de veces y quería compartirlo.

Siempre viene bien preguntarse por qué razón trabajamos tantas horas, sobretodo para la gente que no disfruta de su trabajo.

Y también está bien plantearse de vez en cuando cómo hemos llegado a este punto después de tanto "progreso". Yo creo que lo que le ocurrió a este buen hombre es que un día apareció un hombre con un palo y le dijo: "estos manzanos y estas cabras son míos, si quieres comer tendrás que recoger las manzanas para mí y mi familia, y matar esa cabra, despeyellarla y cocinarla para mí". Y así nació la nobleza y la clase obrera.

El problema es que han pasado generaciones, y los que hemos nacido con este "sistema" lo vemos como normal y lógico, "hay que trabajar para poder vivir" y aceptamos como obligación o necesidad el trabajo, cuando lo realmente necesario, las necesidades básicas, están ya cubiertas (o podrían estarlo), a nivel global, con muy poco esfuerzo, gracias a la tecnología y la ciencia.

Comments

2
Monigote's picture

Según Marvin Harris (curioso antropólogo) todas estas innovaciones para conseguir alimento mejoraban el ratio de proteinas gastadas/proteinas obtenidas (o sea, calidad de vida), y el aumento de la población lo disminuía...Así, con la población aumentando eran necesarias nuevas innovaciones para poder subsistir...

Recomendable sus libros "Bueno para comer" y "Caníbales y reyes"

Lin's picture

muy buena reflexión, creo que muchos alguna vez hemos pensado algo parecido.

La explicación al porqué ocurre esto creo que está en los detalles que tú mismo dices que simplificas, y principalmente son por un lado las necesidades no básicas que psicológicamente te creas y por otro limitaciones físicas, como por ejemplo la superpoblación.

El problema ocurre cuando a la gente no le es suficiente con el tiempo libre que te deja tu ganado y tu huerta, y empieza a desear viajar, conocer mundo, tener electricidad en casa, teléfono para no aislarse de gente lejos de ti, internet, médico que cure sus enfermedades, beber otra cosa que no sea agua, leche o zumo, etc. Todo eso requiere un esfuerzo adicional por tu parte ya que las rentas de tu ganado no es suficiente para todo eso.

El otro problema surge cuando llegan los límites físicos, como por ejemplo cuando hombres y mujeres con sus parcelitas empiezan a tener hijos, y estos a necesitar más parcelas, y tienen que irse más y más lejos, o acomodarse en sitios más pequeños, que no tienen posibilidad de meter a 20 cerdos y un huerto de tomates. Cuando no tienes como comer necesitas ser útil a alguien para que uno con una parcela te preste unos huevos o un queso, y entonces, cuando decides aprender a curar enfermedades para servir y conseguir algo a cambio, es cuando el que tenía su parcela pero la pasaba canutas con enfermedades que no sabía curar ve que el médico es bueno, y entonces aparece una nueva necesidad.

Siguiendo con esa línea te puedes casi montar el mundo en que vivimos, lleno de necesidades ridículas (como la granja del facebook) pero que al final tiene su explicación como todas las demás.